Como tener unas manos bellas y relucientes


Tener unas manos bien cuidadas nos permite vernos bien presentadas y mostrar nuestra elegancia y feminidad y son nuestra mejor presentación. Para mantenerlas bien lindas te damos algunas recomendaciones.

• El buen cuidado de las uñas, la piel y el cabello, requieren de tener una alimentación balanceada, sana y una higiene permanente.

• Es importante que siempre tengas las uñas limpias y bien pintadas. Fuera del manicure básico, debes tener presente que hay tratamientos exfoliantes y sesiones de hidratación y masajes que revitalizan tu piel.

• Para limpiar tus uñas por debajo, utiliza un cepillo blando con bicarbonato disuelto en un poco de agua.

• Limpia tus uñas todos los días y límalas una vez a la semana. Las uñas deben limarse en una sola dirección; hacerlo de atrás para adelante y viceversa contribuirá a que se quiebren y se pongan débiles.

• Tenga en cuenta que hay ciertos productos, como detergentes y limas metálicas, que las dañan y ocasionan un mayor debilitamiento.

• Es muy importante que cuides también las cutículas, sin cortarlas; al hacerlo, puedes dañar la raíz de las uñas.

• Sumerge las manos en agua con jabón para suavizar la cutícula, aplica crema y da masajes delicados en la base de la uña.

• Un buen masaje en las manos te ayuda a estimular la circulación. Realiza movimientos circulares con una mezcla de azúcar y crema hidratante, enjuaga con agua tibia.

• Usa una crema en las uñas de las manos; estas también necesitan hidratación diaria. Si están muy resecas, utiliza un aceite hidratante hasta que su apariencia se normalice.

• Para mejorar la resistencia, frótalas durante diez minutos con una mezcla tibia de aceite de almendras.

• Siempre que vayas a pintarte las uñas, antes de aplicarte el esmalte, aplica una capa de base para protegerlas y así evitar que se manchen. La base tiene ingredientes que ayudan a fortalecer las uñas.

• Para aplicar el color, asegúrate de que el esmalte no esté muy espeso o muy líquido. Aplica una capa desde la base de la uña hacia afuera; primero en el centro y luego a los lados. Si quieres aplicar otra capa, espera a que la primera esté completamente seca.

• Es importante que siempre te hagas el manicure en un lugar confiable, con las mejores condiciones higiénicas. Para reducir el riesgo de infección, lleva tu equipo de manicure personal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *