La mujer de Libra


La mujer de libra tiene una gran fuerza interior y un gran poder sobre ellas mismas y sobre los demás, pero es importante porque lo utilizan para algo constructivo, llevan una vida bastante espiritual, en donde trata en todo momento de acercarse a la paz y la armonía, evitando los problemas innecesarios, nunca piensan en herir los sentimientos ajenos.

Son personas que van siempre con la cabeza bien en alto. Gracias a su poderosa imaginación y su gran capacidad intelectual, pueden imponerse a muchos inconvenientes del mundo exterior. Estas mujeres son un poco débiles en lo que respecta a sus propios pensamientos, si estos son negativos las puede llevar a fuertes depresiones.

La mayoría de las mujeres de este signo son muy hermosas. Ellas son altas y con un cuerpo armónico y bien proporcionado. Los brazos son esbeltos y fuertes. Son muy atractivas y elegantes.

Las mujeres de Libra no tienen bien desarrollado su sistema inmunológico, por lo que pueden contagiarse de varias infecciones. Los riñones, los talones y el útero, son parte de las áreas débiles de estas mujeres.

Debido a su muy buen sentido para los negocios, es muy probable que cada vez que emprendan uno, cosechen ganancias. Pero como sus necesidades son también más sustanciales que el del resto de las mujeres, es posible que mucho de lo que ganen, sea al mismo tiempo gastado.

Son de una naturaleza alegre y conformista. Visten muy bien y le prestan una especial atención a los perfumes, así como a todo lo que tenga relación con agradar a los demás, lo cual las hace muy atractivas para el sexo opuesto.

Las mujeres de Libra son expertas en la conversación y en hablar mucho. De hecho, pueden efectivamente hablar acerca de cualquier cosa. La idea de romance que anida en su mente, incluye mucho el acto de hablar.

Tienen también una muy fuerte necesidad de tener una compañía del sexo opuesto. Por eso mismo, pueden prepararse para dejar de lado sus hábitos, e incluso caprichos, de manera tal de obtener al hombre que las complace.

Están llenas de romántica melancolía, por lo que a veces pueden fallar al ver, inicialmente, las verdaderas cualidades de un hombre, lo que puede hacerlas arrepentirse más tarde.

Suelen gastar más allá de sus medios en lujos y de esta forma, pueden tener problemas financieros más adelante. Pueden desarrollar una actitud de codicia, en donde envidien la forma de vida de otros y se nieguen a recibir su ayuda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *