Como podemos disminuir la presión sanguínea alta o hipertensión


Cuando se padece de hipertensión se debe tener bastante cuidado ya que esta hace que el corazón trabaje mucho mas duro y hace que las paredes de las arterias se endurezcan. La hipertensión o presión sanguínea alta puede ocasionar una falla cardiaca, de riñones y ceguera. Muchas personas no saben que la padecen ya que esta enfermedad puede no presentar síntomas. La única manera de saberlo es verificar la presión sanguínea de manera regular.

Existen algunos sencillos cambios en el estilo de vida que pueden ayudar a prevenir o controlar la hipertensión.

Dieta para disminuir la presión sanguínea alta

Se trata básicamente de llevar una dieta baja en grasas saturadas, colesterol y grasa en general, con énfasis en frutas, vegetales, granos enteros y productos lácteos descremados.

Las frutas y vegetales nos brindan, fibras, magnesio y potasio, muy importantes para la salud de las arterias. Las ciruelas, pasas, bananas y patatas son especialmente altas en potasio. El potasio ayuda a regular los fluidos del cuerpo y los niveles de sal.

Todo esto, junto a la disminución en el consumo de sal a no más de 1500 mg al día puede reducir de manera efectiva las lecturas de presión arterial en unos diez puntos.

Otros alimentos o comidas que ayudan a disminuir la hipertensión incluyen la avena, soya y el chocolate negro. Algunas vitaminas y suplementos que pueden ayudar a reducir la presión arterial incluyen el magnesio, suplementos de aceite de pescado y el ajo.

Cambios en el estilo de vida para reducir la hipertensión

Existen varios cambios en el estilo de vida que ayudan a reducirla. Estos incluyen limitar el consumo de alcohol, dejar de fumar, hacer ejercicios y disminuir el estrés.

En algunas personas el alcohol aumenta la presión arterial y quienes beben en exceso tienden a padecer de hipertensión. El consumo de alcohol debe ser limitado a un máximo de una copa al día.

Se debe dejar por completo el hábito de fumar. El tabaco tiene compuestos que pueden contribuir al endurecimiento de las arterias y la nicotina en los cigarrillos puede hacer que los vasos sanguíneos se contraigan incrementando los riesgos asociados a la presión alta.

Una caminata a paso ligero de unos 30 minutos al día, varias veces a la semana puede ayudar a disminuir la presión. A pesar de que el ejercicio puede aumentar la presión temporalmente, si ayuda a bajar la presión cuando se está en reposo.

Además el ejercicio ayuda a bajar de peso reduciendo de esta manera la cantidad de trabajo a la que se ve sometido el corazón.

Lo más importante es preguntar a un médico antes de empezar cualquier programa de ejercicios. El estrés puede aumentar el ritmo cardiaco, lo que puede llevar a la hipertensión. Las técnicas de relajación son útiles para combatir el estrés.

Los números de la presión arterial

La presión arterial consiste de dos números. El número mayor, la presión sistólica mide el flujo de sangre a su máxima presión cuando el corazón late, mientras que el numero menos, la presión diastólica mide el flujo de sangre cuando el corazón está en reposo.

A pesar de que ambos números son importantes, la lectura de la presión diastólica es la que más importa, porque la alta presión en reposo solo se puede elevar cuando se aplica un esfuerzo.

Una presión arterial de 120/80 mg o menos son normales. Lecturas de 140/90 o mayores pueden indicar hipertensión. Es importante revisarla de manera regular, no sola cuando se visita un médico, sino que también en casa. Lo más importante es consultar al médico antes de comenzar a hacer ejercicios o tomar medicamentos.

Un comentario sobre “Como podemos disminuir la presión sanguínea alta o hipertensión

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *